Inteligencia emocional

VIVE TUS EMOCIONES: DESARROLLA TU INTELIGENCIA EMOCIONAL (CE)
1. ¿Qué es la CE (inteligencia emocional)?
2. ¿Cuál es mi CE?
3. Desarrollo de la CE
o Identifica las emociones.
o Aprende a aceptar tus emociones.
o Desarrolla tu atención y conciencia emocional
1. ¿Qué es la CE (inteligencia emocional)?
Desde que Daniel Goleman publicase su libro Inteligencia Emocional ha habido un auténtico despertar de nuestra sociedad a un nuevo concepto de inteligencia diferente a la inteligencia tradicional, la que viene medida por el coeficiente de inteligencia o CI y que se refiere a la que utilizamos para resolver los problemas de índole puramente lógica y racional (la que sirve para sacar buenas notas en los exámenes). A esta nueva inteligencia que tiene que ver con nuestra capacidad para identificar nuestras emociones y la de los demás, así como nuestra capacidad para saber manejar nuestras emociones le llamamos inteligencia emocional (CE) y ésta a diferencia del CI, si tiene mucho que ver con nuestra capacidad para alcanzar nuestras metas personales y triunfar en la vida, tanto en nuestras consecuciones materiales como en nuestra realización personal.
En diferentes estudios se ha podido demostrar que no hay una correlación entre el coeficiente de inteligencia (CI) y las consecuciones personales tanto en el campo profesional como el social o sentimental, dándose la paradoja que personas con un muy elevando CI, tienen un vida desafortunada tanto en lo profesional como en lo personal.
En las investigaciones sobre el funcionamiento del cerebro se ha podido comprobar que las personas que han tenido que ser intervenidas y se les ha extirpado zonas del cerebro que tienen que ver con nuestra capacidad de sentir las emociones, han podido conservar intacto sus capacidades cognitivas referidas al razonamiento, el habla, el análisis o la comprensión lógica, es decir su nivel de inteligencia tradicional (CI) pero han sido incapaces de tomar decisiones, relacionarse adecuadamente con los demás o trazar planes de futuro, en definitiva de tener capacidad para triunfar en la vida (Damasio, 1994).
En términos de evolución de nuestro cerebro, las zonas que tienen que ver con las emociones son mucho más antiguas que la parte pensadora del cerebro -el neocórtex- pero han evolucionado a la par dándose el hecho que las emociones controlan más al pensamiento que éste a las emociones como se creía hasta que a principio de los años 90 Josep Ledux de la universidad de Nueva York, descubrió que los mensajes provenientes de los sentidos eran codificados por la memoria emocional de la amígdala del cerebelo antes de pasar al neocórtex.
Por tanto, un CI que no vaya acompañado de un buen nivel de CE, nos puede permitir sacar un sobresaliente en un examen, pero no nos permite triunfar en la vida. El CE tiene que ver con las relaciones interpersonales, la autoestima, la consciencia de uno, y la sensibilidad y adaptabilidad social. Nos permite elegir bien, con quién casarnos, que empleo aceptar y cómo mantener un equilibrio entre nuestras necesidades y las de los demás.
Mientras que el CI es de carácter fijo y no se puede cambiar, el CE si se puede cambiar, siempre podemos madurar emocionalmente y tener más capacidad para reconocer nuestras emociones y las ajenas.

Oscar Espín Milikua
Psicólogo en Bilbao